La OMS y Unicef denuncian la escasa inversión en lactancia materna

La Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) han lanzado una denuncia conjunta sobre la escasa inversión en lactancia materna que se está llevando a cabo en muchos países alrededor del mundo. Ambas organizaciones han destacado la importancia de la lactancia materna como una práctica que tiene múltiples beneficios tanto para los bebés como para las madres.

Beneficios de la lactancia materna para los bebés

La lactancia materna es la mejor forma de proporcionarle a un bebé los nutrientes necesarios para su correcto desarrollo. La leche materna contiene todos los nutrientes esenciales que el bebé necesita, además de anticuerpos que ayudan a fortalecer su sistema inmunológico y protegerlo de enfermedades. Estudios científicos han demostrado que los niños amamantados tienen un menor riesgo de padecer enfermedades respiratorias, gastrointestinales e incluso obesidad en comparación con aquellos que no reciben leche materna.

Además, la lactancia materna también puede tener beneficios a largo plazo para el bebé. Se ha encontrado que los niños que son amamantados tienen un mayor coeficiente intelectual y un mejor rendimiento académico en comparación con aquellos que no reciben leche materna. Esto se debe al contenido de ácidos grasos omega-3 en la leche materna, los cuales contribuyen al desarrollo cerebral del bebé.

Importancia de la lactancia materna para las madres

La lactancia materna no solo beneficia al bebé, sino también a las madres. Durante la lactancia, el cuerpo de la madre produce hormonas que promueven el apego emocional y la conexión con el bebé. Además, amamantar también ayuda a las madres a recuperarse más rápidamente del parto, ya que estimula la contracción del útero y ayuda a evitar el sangrado excesivo.

Leer:  ¿Es normal que mi bebé tenga ojos bizcos?

Otro beneficio de la lactancia materna para las madres es que reduce el riesgo de desarrollar ciertas enfermedades, como el cáncer de mama y el cáncer de ovario. Además, la lactancia materna también puede ayudar a las madres a perder peso más rápidamente después del embarazo, ya que el cuerpo utiliza las reservas de grasa acumuladas durante la gestación para producir leche materna.

Factores que afectan la inversión en lactancia materna

A pesar de todos los beneficios que ofrece la lactancia materna, la inversión en programas de apoyo y promoción de esta práctica es aún escasa en muchos países. Uno de los factores que afecta esta inversión es la falta de conciencia sobre la importancia de la lactancia materna tanto en la sociedad como en el ámbito político.

Otro factor que influye en la escasa inversión en lactancia materna es la falta de políticas y legislaciones que protejan y promuevan el derecho de las madres a amamantar en cualquier lugar y en cualquier momento. Muchas mujeres se sienten avergonzadas o discriminadas por amamantar en público, lo que dificulta la práctica de la lactancia materna y disuade a muchas mujeres de hacerlo.

Por último, la falta de apoyo y capacitación para las madres también es un obstáculo importante. Muchas mujeres no reciben la orientación adecuada sobre cómo amamantar y enfrentan dificultades relacionadas con la lactancia, como el dolor en los pezones o la falta de producción de leche. Esto puede llevar a que abandonen la lactancia materna prematuramente.

Acciones necesarias para mejorar la inversión en lactancia materna

Para mejorar la inversión en lactancia materna, es necesario tomar una serie de medidas. En primer lugar, es fundamental aumentar la conciencia sobre los beneficios de la lactancia materna a través de campañas educativas y de sensibilización dirigidas a la sociedad en general y a los políticos en particular.

Leer:  El ictus puede dejar secuelas permanentes entre los niños

Además, es necesario promover y proteger el derecho de las mujeres a amamantar en cualquier lugar y en cualquier momento, mediante la implementación de políticas y legislaciones que lo garanticen. Esto ayudaría a normalizar la práctica de la lactancia materna y a eliminar el estigma asociado con amamantar en público.

También es importante brindar apoyo y capacitación adecuada a las madres. Esto puede incluir la creación de grupos de apoyo a la lactancia materna, donde las mujeres puedan compartir sus experiencias y recibir orientación de profesionales de la salud. Asimismo, es necesario asegurar que los profesionales de la salud estén capacitados para ofrecer el apoyo y la información necesarios a las madres durante el periodo de lactancia.

Conclusiones finales

En resumen, la inversión en lactancia materna es escasa en muchos países, a pesar de los múltiples beneficios que esta práctica tiene tanto para los bebés como para las madres. Es necesario aumentar la conciencia sobre la importancia de la lactancia materna, promover y proteger el derecho de las madres a amamantar en cualquier lugar y brindar el apoyo y la capacitación adecuada a las madres. Solo a través de estas acciones se podrá garantizar que todas las mujeres tengan acceso a la información y el apoyo necesarios para amamantar y así mejorar la salud y el bienestar de las generaciones futuras.

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *